El mal humor del padre causa estragos en el desarrollo emocional y cognitivo de sus hijos

estresEstá comprobado que a lo que al desarrollo de los hijos se refiere los padres son tan importantes o más que las madres. Decía Sigmund Freud “No puedo pensar en ninguna necesidad en la infancia tan fuerte como la necesidad de un padre”. Y es que el amor o rechazo que un padre le de a su hijo afecta tanto a nivel emocional o de autoestima como en su salud mental. La ausencia de padre crea problemas de adaptación en los más pequeños de la casa, sin embargo la presencia del progenitor y su compresión facilita la adaptación y el desarrollo psicológico saludable.

Cómo afecta el estado de ánimo de un padre en sus hijos

Según afirman algunos estudios, un padre estresado o de mal humor puede llegar a provocar depresión y ansiedad en sus vástagos, lo que puede afectar a largo plazo en sus habilidades sociales, como pueden ser la falta de autocontrol y la cooperación con los demás. Se ha comprobado además que este estado de ánimo del progenitor afecta más en los hijos varones que en las niñas, quizás porque son estos los que más se sienten reflejados con la figura paterna.

Un padre que da amor y está presente hace a los hijos más seguros de sí mismos y les ayuda a relacionarse más con el entorno. Suele ayudar a que los hijos brillen más académicamente y son más estable emocionalmente.

¿Qué puede hacer un padre para evitar el mal humor?

Cuando uno sabe que va a ser padre empiezan los temores. No sabe si lo hará bien. En definitiva, se estresa, y ese estrés se ve reflejado luego con los hijos. Por ello hay que saber controlarse y evitar todo lo que cause un mal estado de ánimo, sacar tiempo para uno mismo: un deporte, un paseo, un libro. Y sobre todo expresar siempre como nos sentimos, no vale callarse todo, esta la pareja a la que pedir ayuda en momentos de ansiedad.

Ser feliz en cinco pasos

felicidadSer feliz es mucho más sencillo de lo que imaginas, y depende exclusivamente de ti. Sí, no busques fuera porque tu felicidad la creas tú mismo con pequeños pasos cada día, con gestos, acciones, situaciones, sentimientos… Ser feliz en cinco pasos es cuestión de ti mismo.

Pasos para ser feliz

  1. Aceptación. Olvídate de la perfección. Nadie es perfecto, en la variedad está la diferencia y en la diferencia está tu característica más destacable. No tenemos que ser perfectos, ni aparentar (en ninguno de los aspectos de nuestra vida) ser felices si estamos tristes. Acéptate como eres, tus virtudes y menos virtudes, tu alegría, tu tristeza, tus sentimientos… Compréndete y acéptate, si lo haces serás más feliz.
  2. No culpables. No busques culpables en cada situación mala que te sucede, no cargues la culpa que no te corresponde. Acepta las situaciones y sigue adelante. Reconoce tus errores y aprende de ellos, crece, sé constructivo y olvídate del desgaste emocional que supone estar todo el día buscando culpables y excusas.
  3. Déjate sorprender. Sal de tu zona de comfort, haz actividades que no te atreverías a hacer en un principio o que no te han llamado la atención; atrévete a conocer gente nueva en ambientes diferentes… Mira a tu alrededor de una forma diferente, déjate sorprender por lo que te rodea y la gente que coincide contigo.
  4. No victimismo. Toma el control de tu vida y disfruta de cada instante de tu vida, aprende que los errores son naturales y no eres víctima de nada. Acepta las situaciones y no te sientas víctima, actúa, toma las riendas y disfruta del camino.
  5. Da sin recibir nada a cambio. Es la mejor actitud que puedes tomar ante la vida y los demás, si no esperas nada, todo te llega y te sorprende. Ofrécete de corazón y con cariño, sin pensar en que alguien te debe algo por haber actuado así. Haz las cosas porque te apetezcan, de corazón, sin obligación y sin compromisos.

Existen muchas recetas, trucos y acciones para ser feliz cada día, pero el truco de todo está en ti. Disfruta del camino, acéptate y sé feliz en cada pequeño momento.

El uso del móvil es negativo para el sueño

apertura movil cama nocheVas a dormir y justo antes de cerrar los ojos, ya con la luz apagada incluso, compruebas el móvil: redes sociales, el correo, hablas con los amigos antes de dormir… ¿A quién no le sucede esto? Pues seguramente no lo sepas pero el uso del móvil es negativo para el sueño, entre otros factores, por la luz azul que desprenden los dispositivos y hace que nuestro cerebro se reactive.

La luminiscencia de la pantalla de tu móvil o tablet llega a engañar a tu cuerpo y altera la secreción de melatonina, que es conocida como la hormona del sueño y es necesaria para conciliar mejor el sueño.

Además de engañar a nuestro cuerpo, las luces de los móviles y tablets y la actividad que realizamos con estos, hacen que nuestro reloj circadiano se retrase, además de disminuir nuestro sueño REM e hiperexcitar el cerebro. Es aconsejable no usarlos antes de dormir para evitar problemas como el insomnio.

Consejos para dormir mejor

  1. Olvídate de tu móvil. Al menos dos horas antes de ir a dormir es aconsejable no ‘conectarse’ a móviles, tablets, u ordenadores para que nuestro cerebro y cuerpo, en general, se relaje de continuos excitantes que alteran nuestro descanso.
  2. Relájate. Intenta realizar unos pequeños ejercicios de relajación para descansar y estirar músculos y facilitar así el descanso.
  3. Cena ligero y pronto. Otra recomendación habitual es que las cenas se realicen de forma ligera y a un horario temprano, para evitar digestiones pesadas que produzcan dificultades a la hora de dormir.
  4. Respiración. Realizar ejercicios de respiración para relajarla antes de dormir facilitará el inicio del sueño.
  5. Ejercicio. Para que nuestro cuerpo se relaje y esté cansado para facilitar el descanso es idóneo poder realizar ejercicio.

Estos inocentes gestos de comprobar el móvil antes de dormir está provocando un grave problema de insomnio y alteración del descanso en la actualidad, sobre todo en los adolescentes.

La capacidad de escuchar

capacidad de escucharCuando hablamos de capacidad de escuchar también se suele definir como escucha activa ¿y qué significa? La escucha activa es una forma de comunicación en la que el oyente realmente está presente y es consciente de la interlocución con el hablante, comprendiendo lo que éste le cuenta para poder posteriormente ofrecerle una respuesta adecuada.

En otras palabras, la escucha activa es la habilidad de escuchar de forma eficiente a la persona no solo lo que está expresando directamente, sino también sus sentimientos al hacerlo para poder ofrecerle una respuesta asertiva. Para ello existen técnicas muy positivas para llevarlo a cabo, así como distintos niveles de escucha.

Características de la escucha activa

  1. Presta atención. Pon atención en la conversación, es importante que la persona que te habla se sienta escuchada.
  2. Parafrasea o resume. Si hay algo que te ha llamado la atención de la charla o quieres recalcar: parafrasea o resume. Eso hará comprender al interlocutor que has estado pendiente de él.
  3. Asertividad. Si tienes una opinión diferente, no hace falta que minusvalores la de tu interlocutor, simplemente ofrece tu versión de forma asertiva.
  4. Empatía. Comprende sus sentimientos, sus circunstancias… Será más fácil comprender lo que te cuenta alguien si comprendes el contexto y te pones en su lugar.
  5. No juzgues. Una de las claves de la escucha activa es no juzgar a la persona que te habla y lo que te cuente. Limítate a comprender lo que te está explicando desde sus propias circunstancias (empatiza) pero no lo juzgues porque tú hubieses actuado de una forma diferente.
  6. No cuentes tu historia. A no ser que la persona con la que hablas te lo solicite, no intentes hablar contando tu propia historia, es una forma de minusvalorar la historia que te acaban de contar.
  7. No soluciones problemas. Si no sabes realmente una solución eficaz no ofrezcas las soluciones que se te crucen por la mente ya que eso hará que el hablante se sienta minusvalorado pensando que sus problemas son menores.

La timidez

La timidez es un estado de ánimo que puede afectar a las relaciones personales de quienes la padecen. No es una enfermedad tal y como recoge su definición, sino una conducta en la que ciertas situaciones dan 'apuro' de afrontar.

timidezLógicamente, la timidez acarrea más inconvenientes que ventajas ya que puede coartar mucho el día a día de una persona. ¿Cuáles son las consecuencias más comunes de la timidez?

Consecuencias de la timidez

  1. Intolerancia a las críticas. Las personas tímidas suelen ser más susceptibles a éstas.
  2. Necesidad de aprobación. Para estar bien y no sufrir de más timidez, aún, buscan siempre la aprobación de todos para sentirse a gusto.
  3. Baja autoestima. Aunque no siempre es así, en ocasiones la timidez hace sentir a la persona que nadie le escucha lo que le provoca baja autoestima.
  4. Soledad. Si se deja llevar por la timidez, la persona puede rechazar relacionarse con otras y llevarlo a la soledad; aunque no la desee.

Ser tímido puede traerte muchas más consecuencias, negativas que positivas, pero también es importante saber de dónde proviene y tratar la situación, hechos o sentimientos que te han llevado a la misma. La ayuda profesional te será muy útil y contar con la ayuda especializada de un psicólogo hará que afrontes las situaciones que puedan provocarte esta timidez de la mejor forma posible.

¿Cómo afrontar la timidez?

  1. Enumera las situaciones que te provocan ansiedad. Seguramente tengas reconocidas las situaciones que más angustia te producen. Ordénalas en una lista, de menor a mayor. Esto de facilitará poder afrontarlas mejor.
  2. Divídelas y enfréntate a éstas poco a poco. Al dividirlas podrás enfrentarlas poco a poco de mejor manera. No es lo mismo afrontar un discurso completo que por partes.
  3. Si te paraliza, respira y afróntalo. Hay veces que es incontrolable sentirse paralizado, cuando te suceda, párate, respira y recuerda otras situaciones que te han hecho sentir así y que has afrontado de forma positiva. Así podrás afrontar aquellas situaciones que te paralicen sin razón.

maillinkedin

Blog de psicología

blog

Datos de contacto

Ismael Limones, psicologos Cordoba

Móvil: 649 325 881
Rafael Pérez de Guzmán, 9
Córdoba (España)
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.